1994 - 2014...Las alumnas corroboran que este es el buen camino

Cuando acabé los estudios en el 92 no eran buenos tiempos para encontrar trabajo, y decidí probar suerte con la pintura decorativa. Empecé en un local muy pequeño y en un año decidí montar lo  mismo mejor y con más espacio. Fue una decisión de la cual nunca me he arrepentido. Aunque la  tienda se abrió en 1994, en 2014 la reformé completamente. He intentado crear una  tienda más práctica y actual, acorde con los tiempos que corren, aunque sin perder la calidez que siempre me ha caracterizado.

Puedo presumir de tener alumnas encantadoras y que algunas de ellas están conmigo desde el comienzo.

.

Brochas